Celebración de la vida – Filipinas
436
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-436,bridge-core-2.2.7,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-21.4,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-6.2.0,vc_responsive

Celebración de la vida – Filipinas

About This Project

Bagong Silang está ubicado en una municipalidad que tiene 12 áreas, y es considerado el municipio más grande de Filipinas, con una sobrepoblación debido a la relocalización de personas de las diferentes áreas marginales de Manila. Lo que estimamos en el 2017 es que sólo en el área 10, donde está ubicado el Centro San Damián, hay más de 21.000 familias y cada familia está compuesta por 7 a 10 personas.

 

El Área 10 de Bagong Silang tiene una escuela primaria con más de 9.000 estudiantes de primaria, una secundaria con más de 8.000 estudiantes, una escuela que atiende sólo 500 estudiantes del Senior High School, una escuela privada de una denominación cristiana, y 7 guarderías privadas que tienen de 10 a 20 alumnos.

 

Los trabajos de las personas son en su mayoría son informales: ayudantes de construcción, chóferes de triciclos o de jeepnies; las mujeres trabajan principalmente de lavanderas. Las casas constan solo de un cuarto por el hacinamiento. El agua potable y electricidad llega sólo al 50% de la población.

 

El hospital más cercano está en distancia a 6 kilómetros, pero los medios de transporte o el tráfico hacen que se tarde unos 40 minutos, por lo tanto las mujeres embarazadas dan mayoritariamente luz en las casas. El hospital materno que atiende a las mujeres embarazadas está a 4 horas. Todos estos factores y la pobreza especialmente se estima que es el 40% de la mortalidad infantil.

 

El proyecto busca atender a la población más vulnerable debido a la sobrepoblación y la corrupción. El Gobierno no logra asistir las necesidades básicas de salud, educación y alimentación, lo que quiere subsanar el “Proyecto de la Celebración de la Vida”. Es una actividad de la Pastoral de la Niñez que se enfoca en atender integralmente a mujeres embarazadas y niños y niñas desnutridos, desde su gestación hasta los 6 años de edad. Para prevenir la desnutrición se da formación y se visita las familias para poder monitorear la higiene, salud y la alimentación. Se le entrega medio kilo mensualmente de una comida suplementaria a cada familia.

 

Objetivos

Reducir la mortalidad de niños y niñas en gestación hasta los 6 años de edad, acompañando a las familias con formación integral, a las mujeres embarazadas a través de visitas mensuales en sus casas. Las personas que son voluntarias dan formación y reciben formación al mismo tiempo para que sean multiplicadoras integrales para dar más vida.

 

Finalidad de la ayuda solicitada

Formación mensual y visitas a las casas de las familias beneficiadas y dar el alimento suplementario trimestralmente: una comida mensual para 500 personas desnutridas, cinco kilos de arroz para 25 voluntarias y un salario para la persona que administra la obra en su totalidad.

PDF completo AQUÍ 

Date
Category
400 personas (niños y madres)
Tags
5000€